fbpx

Envíos gratis si tu eco shopping supera los 30 €

Envíos gratis si tu eco shopping supera los 30 €

Envíos gratis si tu eco shopping supera los 30 €

¿QUÉ SE ESCONDE REALMENTE TRAS LA «BELLEZA CULTIVADA» DE FIRMAS LEGENDARIAS COMO LA MAISON CHANEL?

|

12 mayo 2021

Ya sabéis cómo me gusta hablar de belleza y de esas firmas legendarias que nos han enseñado a apreciarla y que siguen creciendo. ¿Cómo? Tomando como base su historia, pero creando un presente sólido y un futuro más sostenible. Es el momento de revisar la actual posición de la maison CHANEL al respecto. Pero antes, quiero celebrar con vosotros el centenario de un perfume icónico. Chanel nº 5. La fragancia del “menos es más” en diseño y huella olfativa, el famoso “pijama” de Marilyn cumple un siglo de vida y, para celebrarlo, en España ha decidido financiar nada menos que la recuperación de la Rosaleda del Real Jardín Botánico de Madrid… ¿a que ya podéis olerla desde aquí?

Retomo, mis querid@s ecolovers, el enfoque sostenible por parte de firmas legendarias. Decía Mademoiselle Chanel que la naturaleza te da la cara que tienes a los 20 años, y que, llegados a los 50… ya depende de ti. Os invito a disfrutar de un viaje en el tiempo y por el mundo de la mano de los botánicos y fitoquímicos de esta firma, que recorren el planeta en busca de plantas prometedoras por sus propiedades cosméticas. Es lo que Chanel denomina la belleza cultivada. En ella está la clave.

Chanel posee cuatro laboratorios a cielo abierto. El primero en la isla de Madagascar, donde ha lanzado un programa de reforestación para preservar sus suelos. Además, desde el año 2002, cultiva la vainilla, tanto por sus propiedades anti-envejecimiento como su esencia para la creación de perfumes. El resultado es la línea Sublimage. Su ritual de limpieza es un auténtico sueño y la crema ofrece distintas texturas para elegir según la época del año o el gusto personal, todas ellas con la misma efectividad.

Continuamos hacia los Alpes del sur, donde, desde el año 2010, Chanel desarrolla un proyecto para el cultivo de dos plantas silvestres alpinas: el solidago y el anthylis. Ellas son los otros dos ingredientes naturales de Sublimage. El reto estaba en conseguir aclimatar estas dos plantas a 1000 metros de altitud, que es una cota relativamente baja. Para conseguirlo, se trabaja con autócton@s como Déborah Couron, una agricultora de la zona. Ella vigila que se respete la manera tradicional de cosecha a mano, flor a flor, para dejarlas secar al aire, con suficiente tiempo. Porque las firmas legendarias como Chanel no tienen prisa, ni siguen las modas. ¡Eso ya lo sabemos por sus icónicas chaquetas! No siguen ninguna tendencia porque ellas lo son en si mismas.

¿Siguiente parada? El Gran Jardín de Camelias, en la localidad francesa de Gaujacq. Sobra decir que la camelia era la flor favorita de Coco Chanel, la flor de la perseverancia. En este jardín se cultivan a cielo abierto y sin químicos. Nicola Fuzzati, director de innovación y desarrollo de ingredientes cosméticos de la maison (nótese qué trabajo tan específico), me ha explicado: «La razón por la que estas llevan miles de años existiendo es, precisamente, por su resistencia«. La citada flor sobrevive a las heladas y esto revela su gran poder hidratante. Por eso es la base de la línea Hydra Beauty.

Jean Thoby, experto en agroecología y agroforestación, es un auténtico gurú de las camelias en el laboratorio de Chanel. Me ha explicado cómo se recuperaron 75 especies que estaban en extinción y que, actualmente, cultivan 2000 variedades. Si os estáis preguntando cuál es la “camelia de Chanel” de entre todas ellas… os cuento que es la Camelia Japónica o Alba Plena. Para Thoby, el reino de las plantas es el futuro de la humanidad y cuidar de ellas no es solo un trabajo, es una misión para salvaguardar nuestro planeta.

La última etapa de este viaje a través del universo Chanel nos lleva a Costa Rica. En el año 2019, ante la evidencia de la longevidad de los costarricenses, Chanel creó una granja ecológica de café verde. El aceite crudo extraído en frío de los granos verdes es un potentísimo activo antioxidante y protector de la piel. Así nace Blue Serum, un cosmético inspirado en las zonas azules de la Tierra (aquellas en donde se vive mejor y durante más tiempo).

Esta propuesta surge de un trío antioxidante ganador: aceite de grano de café verde de Costa Rica, el aceite de la aceituna de Bosana de Cerdeña que revitaliza y la resina de lentisko, de Ikaria en Grecia, con gran poder regenerante. ¿El resultado? Un concentrado revitalizante que, además, tiene una versión para contorno de ojos, el Blue Serum Eye, cuya hidratación es inmediata gracias a su cremosa y refrescante textura de gel.

Finalizamos la ruta y llego a la conclusión de que los elementos comunes en todos los cultivos citados son la lucha contra la erosión del suelo, el suministro de agua, la autonomía alimentaria y, por supuesto, la adaptación al cambio climático. Se trata de un esfuerzo por parte de firmas legendarias como Chanel, convertido ya en filosofía, por pocos conocido y que… me apetecía contaros con todo detalle. Voilà!

 

 

 

Compartir en las redes

ecolover brands

cuestionario ecolover

Leandro Cano

Leandro Cano

Creador de una moda artesanal y local que cumple 10 magníficos años

Manuel García

Manuel García

Diseñador de la firma española de menswear contemporáneo Garcia Madrid

Visita nuestra tienda de productos eco

Visita nuestra tienda de productos eco

15% descuento

En tu primera compra de Ecolover Market al suscribirte a nuestra newsletter

Al suscribirte a nuestra newsletter aceptas nuestra Política de Privacidad