fbpx

Envíos gratis si tu eco shopping supera los 30€

¡LAS SETAS SON EL INGREDIENTE NATURAL REVELACIÓN DEL SKINCARE! DESCUBRE CÓMO PUEDEN TRANSFORMAR TU RUTINA DE BELLEZA

He estado persiguiendo conseguir una piel sana y radiante desde que tengo memoria. Una búsqueda que se intensificó por un acné severo que fue in crescendo. Aunque el término “buena piel” es subjetivo, definitivamente he caído presa de la representación convencional que la define: una tez libre de imperfecciones, luminosa y de tono uniforme.

Pedí ayuda a diferentes dermatólogos y, además, del tratamiento oral de isotretinoina (que solo se puede conseguir bajo receta médica), repararon en lo mismo: la importancia de una dieta sana. Y lo que más me llamó la atención al respecto fue el consejo de incorporar setas medicinales en ella por sus bondades antiinflamatorias.

setas medicinales

Con más de dos millones de visitas en Tik Tok y la duplicación de las búsquedas en Google respecto al año pasado, mi sorpresa ha sido que, precisamente, las setas medicinales son un ingrediente viral para el cuidado de la piel que persigue ese cutis radiante y sin imperfecciones al que me refiero.

Si bien el uso de ellas no es algo nuevo, comenzó en Oriente hace miles de años por sus propiedades curativas, gracias a las redes sociales he descubierto cómo debe ser el uso tópico de este superalimento. De hecho, por algo las setas medicinales fueron acuñadas como las “hierbas para los inmortales”.

Vaya, vaya… ¿y por qué son tan recomendables las setas?

En primer lugar, porque contienen fósforo, potasio, zinc, cobre y magnesio, así como vitaminas B y D. Esta última está particularmente presente en las setas medicinales que han estado expuestos al sol. También son ricas en proteínas y fibra, pero bajas en grasas, lo que las hace perfectas para una dieta equilibrada. También tienen un alto contenido de glutatión, un nutriente antioxidante y detoxificante, así como de ergotioneína, que protege el ADN del daño oxidativo.

Dado que las setas medicinales son tan buenas para nuestros cuerpos, no sorprende que también tengan excelentes beneficios cuando se incorporan al cuidado de la piel. Sus poderosas propiedades antioxidantes ayudan a proteger la piel de la contaminación del ambiente, al mismo tiempo que reducen la inflamación y calman la hinchazón.

Incluso con las setas medicinales se tratan la hiperpigmentación y problemas cutáneos como el acné. Algunos estudios también demuestran que ayudan a retrasar el envejecimiento prematuro, por lo que no se trata solo del folclore hippie de la nueva era… tras las citadas setas medicinales hay pruebas fehacientes de su poder para sanar.

Por su parte, la industria de la moda también ha tomado nota y sus primos hermanos, los hongos, son protagonistas en 2022 de la imparable revolución sostenible. La primera en atreverse con el material Mycelium que imita la piel de origen animal fue Stella McCartney. Después la firma Alexander McQueen creó una colección completa con él. Y, la verdad, no nos extraña nada. ¡No os la perdáis a través de este vídeo!

Snow Mushroom o la seta de nieve que sustituye el ácido hialurónico

En materia de skincare, el hongo de nieve, también conocido como Tremella, es uno de los ingredientes más populares. De hecho, much@s de sus adept@s ya lo han bautizado como el sustituto del héroe en toda rutina de belleza: el ácido hialurónico. “Este hongo de la familia de las setas medicinales actúa de manera similar al poderoso ácido hialurónico al atraer la humedad a la piel. Además, tiene una ventaja adicional. Sus partículas son más pequeñas que las del ácido hialurónico, por lo que penetra en la piel más fácilmente”, ha asegurado Dendy Engelman, director de cirugía dermatológica en el Hospital Metropolitano de Nueva York, para la revista Allure.

setas medicinales

Otra de sus propiedades a destacar es su alto contenido en ácido kójico, un principio activo comúnmente conocido por tratar las manchas oscuras y la hiperpigmentación. Este ácido ayuda a inhibir la producción de melanina en la superficie de la zona tratada. Por último, esta variante de las setas medicinales tiene un elevado porcentaje de vitamina A, C y D, por lo que posee un alto contenido antioxidante, calmante y exfoliante.

Como ves, es un auténtico must para las pieles acneicas que, además de hidratarlas y evitar que pierdan la humedad para que estén sanas, calma su inflamación cuando brota el acné y, a continuación, afina la textura de la piel.

Dos imprescindibles en un neceser beauty con setas de nieve

setas medicinales

La línea Pink Cloud de HERBIVORE utiliza el snow mushroom a través de tres productos que, juntos, forman una rutina de belleza minimalista. Consta de un limpiador facial que no seca la piel, pero sí la equilibra para mantener a raya los brotes de acné y la hidratación; un sérum facial apto para todo tipo de pieles, incluidas las más sensibles, que trabaja en la retención de la humedad y la atenuación de las manchas para igualar el tono del cutis; y una crema facial, como último paso de la rutina, que refuerza la barrera cutánea e ilumina la tez.

setas medicinales

Por último, otro producto a destacar es el limpiador facial Milky Mushroom Gentle de KORA ORGANICS, formulado en una fase oleosa y otra acuosa. Al agitarlo se convierte en una leche limpiadora muy respetuosa con la piel (y con el planeta). Para aquell@s que estén pasando por un tratamiento con isotretinoina y para combatir el acné de raíz, se recomienda el uso de este limpiador en leche por sus propiedades hidratantes y porque, sencillamente, no reseca en absoluto.